jueves, diciembre 25, 2008

Los antojos

Resulta que las añoranzas tiene que ver mucho con la comida. Tengo ganas de ver un par de niñas (menores de 10 años, para los malpensados), ver cómo ha cambiado Pereira, pero sobre todo, tengo muchas ganas de comer comida de la de por allá.
Yo siento que no me hace falta el país y sólo extraño algunos amigos. La familia otro poco, pero me considero nada apegado.
Pero la mano de antojos que tengo, me hacen parecer embarazado. Pasando por todo tipo de fritanga con papas criollas y mucho ají, arepaehuevo, hígado, riñones, ajiaco, carne a la llanera. Mejor dicho. Algunos kilos que me ganaré.
La fritanga me la comeré en Bogotá, porque no conozco un buen sitio en Pereira.
Chuzos de los de Casa Blanca en Dosquebradas, con arepa grande y dorada. Ayayay.
Este es el tiempo del frío y de la nieve. No es tan grave porque uno realmente pasa muy poco tiempo afuera. Es muy chévere la comodidad de estar dentro del carro, con la silla caliente y la calefacción puesta, cuando afuera la cifra se mueve de alrededor de los -10, y la nieve cae y el viento sopla y escasamente se puede ver 100 metros adelante. 4x4 también es una gran ventaja a la hora de parquear (y de desparquear!).
La otra sensación deliciosa es la de las vacaciones merecidas. Un descanso pago y sin el afán diario. Como vacaciones en Canadá, sólo que sin gastar en tiquetes ni hoteles. Claro que los gastos tampoco han sido muchos por aquello de la precaución financiera y de los tiempos un poco agitados en esa materia.
Contamos ya los días para el viaje y estamos contentos. La nena ya cumple 2 meses mañana y está preciosa.
La navidad la pasamos en la casa de mi amigo Lorenz (soltero e interesado en conocer mis amigas colombianas). Igual que el año pasado tuvimos una cena muy agradable. Comida de mar deliciosa y a la lata. También hicimos novenas con nuestros amigos del "barrio". Con Miguel, Ana María y su familia, con la familia de Maksum, con los recién llegados Latif, Hayatum (no sé ni como se escribe) y gallada, una con Maryit y Felipito.
La novena de mi casa estuvo muy movida. Resulta que Latif toca guitarra, tiple, quinto, requinto, retriple y sus derivados. La música deliciosa. También nos acompañaron Dani y Luzma. Les preparamos natilla y buñuelos. Realmente tiempos muy gratos.

jueves, diciembre 11, 2008

Casi un mes

Menos de un mes para el viaje a Colombia. Casi un mes sin escribir en el blog.
Por supuesto tengo muchas cosas que contarles. Seré breve porque los cuentos son cortos. No me dieron finalmente la nueva posición en la universidad. Aunque la noticia fue mala, también fue bueno haber salido de ese estrés y regresar a la tranquilidad de mi puesto. Ahora sólo falta ver a quien nombran y cuál será su experiencia técnica. También causa mucha curiosidad saber que tendré un nuevo jefe. En fin, toca esperar hasta el nuevo año.
Muchas de nuestras cosas han girado alrededor de Victoria que ya tiene mes y medio. Los papeles de ella bastante fáciles. Con el certificado que otorga el hospital, se le escribe a El Registrador para el trámite de registro oficial (por correo). Una vez El Registrador confirma el registro entonces se le solicita un certificado de nacimiento (por Internet). El certificado llega rápido y por correo. Ya esto parece que hace oficial que la nena es canadiense. Luego, pedirle el pasaporte. Otro trámite relativamente simple, sino fuera por la foto.
Esa sí que es una sensación extraña. Tener un hijo que tiene un pasaporte que le permite vivir tranquilamente en un país desarrollado el resto de su vida. Y que además tiene la posibilidad de viajar por prácticamente todo el planeta. Muy rico saber que tiene derechos y la protección de un Estado medianamente evolucionado.
Mucho más complicado el registro ante el Estado Colombiano. Pedir cita en el consulado. Luego ir, los dos papás, con la nena, a -30 grados centígrados en el día más frío de lo que va de este otoño. Las cédulas de los papás, las firmas, el certificado de nacimiento canadiense, las huellas de los pies y listo.
Que por qué no le sacan de una vez el pasaporte colombiano? No, gracias. Se lo sacamos en Colombia. Pero ojo que hay una ley que dice que los ciudadanos colombianos deben ingresar al país con pasaporte colombiano. Pues para ese efecto mi hija será netamente canadiense. Que entre como turista. Ni bobo que fuera. El pasaporte aquí vale como 120 o 130 dólares. Creo que en colombia no pasa de 60 o 70.000 pesos.
Viajamos por México. El tiquete más barato salió por ahí. Claro que ahora aparecerán los corresponsales contándome de las fabulosas ofertas que hay en ... Uno se casa y le salen novias.
Lo lata es que son 3 días de viaje. Montréal Ciudad de México el primer día, Ciudad de México Bogotá el segundo, Bogotá Pereira el tercero. Los residentes canadienses no necesitan visa para ir a México, menos los ciudadanos.

jueves, noviembre 13, 2008

La pensadera

Es como el tiempo de las reflexiones. Vejez lo llaman otros. Ando inquieto por las finanzas, por el futuro y esas cosas.
He tenido olvidado el blog. Ha sido todo el agite con la llegada de Victoria. Mi cuñada Adriana vino desde Colombia y nos acompañó un par de semanas. Menos mal. La nena está muy bien y la mamá... aprendiendo a ser mamá. Algo de sueño que falta, el cansancio que se acumula.
Es que la estabilidad que da este país y mi empleo son los que hacen que uno haga cuentas. Qué va a pasar con la pensión, a donde se está yendo la plata?
Como no tengo ni en que caerme muerto, entonces obviamente las preocupaciones vienen. Pero meterse en finca raiz acarrea muchos costos.
Aquí hay Rs para todo. RS no se qué para pensiones. RE no se qué para ahorrar para la educación de los muchachos. Y así. Y todo enmarañado con los impuestos, los descuentos, los retornos. Mejor dicho, toca tomar un curso acelerado de finanzas y aspectos tributarios.
Aquí agradecería los consejos de los que ya llegaron y pasaron por esta pensadera. No es mejor pagar las deudas que ahorrar? No son más altos los intereses que nos cobran los bancos sobre nuestro capital que los rendimientos que nos otorgan sobre los ahorros?
Cuánto ahorrar? Cuánto cambiar el modo de vida actual?
Yo tengo la responsabilidad del dinero de mis nenas y unos centavos que mando para Colombia. A veces uno siente que está botando la plata que se paga en arriendo... Igual no hay para cuotas iniciales.
En fin...
Faltan un par de semanas para acabar mi evaluación dentro de la posición que me asignaron en la Universidad. Para el 30  debería estar definido si me quedo o regreso a la anterior. Ni siquiera sé cómo habrá caido la noticia de que me voy en enero y luego 6 meses de mayo a octubre del siguiente año. Tampoco he decidido que hacer con ese tiempo. Aparte de dedicárselo a las nenas, pues debería hacer algo productivo y no he encontrado qué.
Aunque amanecerá y veremos sería bueno ver el pronóstico del tiempo.

domingo, octubre 26, 2008

Victoria nació el 26 de octubre a las 14:55 hora del este

Juana y ella están muy bien.

jueves, octubre 23, 2008

Los permisos de conducir

Mi hermano Dani fue a la SAAQ dizque para abrir su expediente. Eso pensaba él. Estaba medio enredado porque aunque su pase colombiano fue obtenido de manera legal y no usando  la fórmula tradicional, estaba reportado en la famosa página del Ministerio.
El tipo que lo atendió bien conoce el procedimiento y vió que la página Web no aparecía tal como la esperaba. No leía en español y por tanto no estaba seguro de qué pasaba. Tuvo que pedirle ayuda a un colega. En el preciso momento en que este último apareció le entró una llamada. El nuevo servidor estaba explicándole a mi hermano que efectivamente debía resolver primero el asunto. Luego se fué.
Cuando el funcionario original terminó su llamada telefónica, simplemente procedió a introducir los datos de mi hermano y abrir el expediente. Le pidió que pagara los diez dólares de rigor y que pasara a presentar el examen. Examen? Mi hermano no tenía ni idea de que era en ese mismo momento. Ni le dieron a escoger la lengua ni nada. Directo al tablero. En francés. Sin haberlo preparado. Sin haberlo visto nunca antes. Lo pasó de una.
Cometo una ligereza al contar aquí un proceso que salió medio torcido, pero lo hago sabiendo que tanto él como yo estamos seguros que era justo. Su pase es legal y él intentó por todos los medios, incluyendo derechos de petición y demás, que la oficina de tránsito en Pereira le certificara al Ministerio sobre la legalidad de su documento. Lo otro simpático del cuento es que Dani tuvo que conseguir una traducción regular y no la que regala el Consulado, pues allí también es requisito estar Ok en el sistema ministerial.
Los que nacen con estrella...
Buen conductor y todo, pero como también es casi tradición, perdió el práctico. Un pare que no vió. Creo que ni cuando después se lo trató de mostrar el examinador. En fin... No perdonan ni media.
El examen práctico consiste en obtener al menos un 75% en los puntos que evalúan: ángulos muertos, cambios de carril, parqueo en reversa y en paralelo, paradas, etc. Pero la otra condición que se sobrepone incluso a un porcentaje del 100% es la de las infracciones. Una infracción, examen perdido.
Las buenas nuevas es que ya lo pasó. La tradicional: al segundo intento.
Juana también obtuvo su licencia. A la primera! Claro que ella presentó el teórico 3 veces. El teórico consiste de 3 pruebas y ella ganó una en la primera, la otra en la segunda y la tercera a la tercera. Ahora entiendo la lógica! :)
Para la teórica se debe estudiar. Eso le funcionó a ella. Muy dedicada. Usamos un software DOS que se consigue por ahí. Yo tengo el CD para los que estén por acá ya.
Nada como tener licencia. Somos gente!
ps. Algunas personas me ponen comentarios pidiéndome que les regale una copia. Con gusto. Pero por favor, pongan su correo o su teléfono o algo porque de adivino si no tengo nada.

lunes, octubre 20, 2008

Los servicios de inmigración

Iván llegó hace como una semana. Por tren. 
La gente de inmigración en la frontera ni entendía. Que como así que inmigraba por tren. Él les tuvo que explicar que era más barato que por avión! Llegó desde Nueva York. Pues los oficiales no estaban ni preparados.
Me hizo recordar la historia de mi papá cuando regresaba a Colombia desde Chicago hace ya casi 20 años. Llevaba una organeta que había comprado y los funcionarios de la Aduana  en el aeropuerto (que creo que no era ni DIAN en ese entonces) se "alarmaron" ante la aparición de la inmensa caja. Imagino cómo se saboreaban. Que si usted no sabe que tiene que pagar impuestos para poder ingresar su aduisición al país? Claro, sí señor, entiendo que así debe ser. Señor, parece que usted no ha entendido, tiene que pagar impuestos. Sí, claro, eso es lo que entiendo, sólo dígame cuánto es. Cómo así señor? No entiende? Todo lo contrario, parece que es usted el que no entiende. Me dice que hay que pagar impuestos y yo le digo que sí, que claro, que hay que pagar impuestos, así que simplemente dígame cuánto es para poderlos pagar.
Pues los tipos dizque se descuadernaron y empezaron a hablar entre todos y a buscar formularios y a tratar de entender qué era lo que estaba pasando y cómo era que se procedía para que un ciudadano del común pagara unos impuestos por un electrodoméstico que entraba al país. Parecía la primera vez en la historia que ocurría algo así!
Volviendo a Iván, los funcionarios tuvieron que tomar nota en papelitos pues ni computador tenían. La inmigración la hacen dentro del tren. Iván se alcanzó a preocupar porque existía la opción de que algún dato quedara errado o se perdiera. Se le alcanzó a notar la preocupación.
Tanto así que estando ya en la casa, al día siguiente, recibimos una llamada en mi celular. Era para Iván. La funcionaria de inmigración. Que si todo estaba bien, que lo habían notado como estresado, que qué se le ofrecía, que con mucho gusto, que lo que fuera. Que dónde se había quedado, que si tenía a alguien acá. La vieja le dejó su nombre y su teléfono para que la llamara en caso de que necesitara algo más.
Igual que en Colombia con los funcionarios públicos. Ustedes saben.

sábado, octubre 11, 2008

La paternidad

Pues el momento se acerca. Podría ser en menos de 2 semanas.
Les voy a contar los beneficios que otorga McGill. Algunos de ellos son de ley, es decir, operan en todas las empresas en Québec. Otros son de exclusividad de McGill.
Apenas nazca Victoria, tengo derecho a 5 días pagos. Estos son los que pienso usar para el registro civil canadiense, el colombiano y el pasaporte canadiense. El pasaporte colombiano lo pensamos sacar en Colombia, para que salga más económico.
Por la paternidad, McGill me da 5 semanas sin pago. Las debo tomar durante el primer año de vida de la nena. Estas las tengo planeadas para enero. La provincia tiene previstas las ausencias por paternidad y tiene dos planes para ello. Yo pienso tomar uno en el que me pagan 3 de estas 5 semanas. Las pagan sólo al 75% del salario y sobre un salario máximo de 62.000 dólares. Las otras 2 semanas, paila.
Ese mismo plan de Québec me otorga un 75% del salario durante otras 25 semanas. Se llaman "extended paternity leave". Son 25 semanas que tomaré y que pienso dedicar al estudio o al desarrollo o a algo así. Desde junio hasta diciembre, que por culpa de las vacaciones de fin de año, se me va hasta enero. A estas 25 hay que sumarle las 3 semanas de vacaciones reglamentarias, que pienso tomar antes, para así sumar 28. Afortunadamente las vacaciones só son pagas al 100%.
Las 25 semanas hacen parte de un paquete de 2 años que McGill otorga a los padres. Sin pago, por supuesto. Como 2 años son 104 semanas, me quedan 79. Esas las pienso tomar pero en una forma que ellos llaman "part-time". Así, mi propuesta será que trabajaré durante año y medio de martes a viernes. Los lunes serán toditos para mí. Si me aceptan trabajar todas las horas legales dentro de los 4 días entonces tendría un 100% del salario. Si no, pues entonces sólo será un 80%, pero igual tendré un día completo para hacer consultoría o seguir con mis desarrollos.
En verano, pues trabajaré de martes a jueves. Recuerden que en McGill tenemos los viernes de verano libres.
Qué dura es la vida...
La página Web

Sí. Tengo decidido lo de la página Web. 
Por ahí Linita y Maurcio se ofrecieron a ayudarme. Habría primero que decidir qué tencología usar. O algún servicio de Google o algo así que permita editarla en tiempo real y sin codificar nada.
Creo que se podría estructurar por secciones en el tiempo. Así tendríamos una dedicada a la gente que no ha tomado la decisión de emigrar, otra para los que ya enviaron los papeles, otra para los que esperan exámenes, otra para los que van a viajar y así.
Se me ocurre que se podrían copiar algunos artículos del blog para empezar y ponerlos en forma de foros para que los comentarios aparezcan debajo, pero sólo para gente que se autentique.
En fin. Necesito el empujoncito. Si Linita o Mauricio me hacen el guiño (o alguien más), entonces arrancamos. Si no, tocará esperar a mis tiempos libres que vienen.
Ya les cuento...
Plattsburgh, New York

En realidad se siente muy bueno. Simplemente dice uno, entonces qué? nos vamos de compras pa' Plattsburhg? Pues sí, camine! Un domingo cualquiera. A la frontera es media hora de camino y otros 15 o 20 minutos hasta Plattsburgh. Será así de bueno en Europa? Así de cerca?
Los precios en Plattsburgh se suponen buenos. No hay nada de especial. Finalmente todos los pueblos gringos se parecen a los pueblos canadienses. Ni siquiera percibe uno que está en otro pais.
En la frontera nos venían regañando. Resulta que la tarjeta que le habían adjuntado a la visa venció el 20 de septiembre. Se esperaba que la hubiéramos devuelto antes de ese momento en alguna de las entradas que hicimos a Canadá. Cómo sé yo que ustedes no se quedaron viviendo acá en USA hasta el día de hoy? Pues sí, tiene razón. Que pena. Finalmente nos dieron una nueva tarjeta por otros 6 meses.


viernes, octubre 03, 2008

Señor, por favor cómpreme la lotería

No, gracias. Yo no compro lotería. Y sabe por qué? Pues por una razón simple. Déjeme preguntarle: Sabe usted de dónde sacan el dinero para pagarle al ganador? No? Pues de la inmensa cantidad de perdedores.

Será ilegal comprar lotería? El que la compra y no se la gana se sentirá estafado? No creo. Simplemente se arriesga algo para obtener otro algo (normalmente mejor). A nadie se le obliga a comprarla, pero a nadie se le puede impedir tampoco que lo haga.

Siempre que las reglas estén claras, por supuesto.

miércoles, octubre 01, 2008

La página Web

Aprovechándome de las siempres buenas sugerencias de mi amigo Guillermo, ando en el cuento de querer hacer una página Web para inmigrantes. Me la imagino como con secciones y con la información típica que la gente pregunta y necesita saber.

Vamos a ver. Hay que sacar el tiempito.

Acepto sugerencias, como siempre.

domingo, septiembre 21, 2008

Para Juan

Juan recién me hizo una pregunta en el post que hablaba sobre padrinazgo. No me dejó correo ni nada así que le voy a contestar por acá, pues podría ser un dato útil.

"Mi novia tiene residencia aprobada, sólo le falta el examen médico que si no estamos mal será en un plazo de 10 meses, nosotros tenemos proyecto de matrimonio. ¿Qué pasa si nos casamos antes de el examen médico? ¿Me dan también la residencia?"

No.

Por lo que entiendo, la novia de Juan ya tiene un CSQ. La única forma de que Juan pueda ser residente aprovechando el camino de ella, es que también obtuviera un CSQ. Si yo fuera él, 

1) Me casaría sin dudarlo ni un minuto más
2) Contactaría a la oficina de Québec en México para pedir que me anexaran al expediente de mi nueva esposa. En realidad lo lógico es que sea mi novia quien pida que me anexen. Podría ser que me citaran a entrevista. Lo cierto es que México volvería a reevaluar el puntaje.
3) Obtenido el CSQ, contactaría (o mi novia/nueva esposa) a la Embajada de Canadá para que me anexaran al expediente y entonces quedaría en la fila.

Lo bueno del asunto es que Canadá no está haciendo nada con el expediente de ella. Por lo menos nada dentro de 7 u 8 meses. Es buen tiempo para resolver el asunto con México.

Otro camino:

1) Me casaría con ella sin dudarlo ni otro minuto más.
2) Ella obtiene su visa de inmigrante y se va para Canadá
3) Al otro día de haber llegado, siendo ya residente, ella mete papeles para padrinazgo. Es totalmente válido
4) Si sigo los consejos del blog del pereirano, estoy en Canadá en menos de 6 meses.

Uso indistintamente "novia" o "nueva esposa". Es lo mismo. Novia o novio viene de "nuevo". Signigica precisamente "recién". Los novios no lo son antes del matrimonio. En realidad lo son apenas "recién" se casan.

Es por ello que se aplaude al final de la ceremonia y se grita: "Que vivan los novios!"




miércoles, septiembre 17, 2008

Estoy desesperado

No encuentro la manera de ayudar mejor y a más gente. 

Acepto sugerencias.

Qué debería hacer para ayudar a más personas en su proceso de emigración?

Usted qué necesita? En qué puedo servirle?

miércoles, septiembre 10, 2008


Se hace software, se dan asesorías para emigrar a Canadá, se pintan cuartos para niños...

Este fue el camellito del fin de semana pasado:






sábado, septiembre 06, 2008

Otro

Eugen es rumano y tiene experiencia en automatización. No es sistemas. No habla ni pío de francés y con el inglés apenas. Hablé con él hace un par de meses y le conté de mi estrategia.

Ya tiene trabajo y yo estoy feliz.

miércoles, septiembre 03, 2008

Muchos varios

Se me olvidaba contarles que mi hermano Daniel se dislocó un hombro... en el bote de Lorenz. Es como la maldición de los Hernández en el Lago Dos Montañas. Siempre pasa algo que trata de arruinar el paseo. Esta vez, sí se arruinó. Es una historia larga incluyendo mi nadada de como 2 km.

Miguel es mi amigo. El esposo de Ana María. De ellos he hablado mucho. Él consiguió su empleo enviando hojas de vida y asistiendo a entrevistas. La única forma existente. De la arquitecta colombiana no sé nada. Sólo que encontró un trabajo técnico en su área con algunos meses aquí, con cero francés parece y como que bastante regular el inglés. Ellos necesitan gente!

Es que lo del idioma es todo un cuento. Mi cita con el médico es el douze, no el deux. Perdí el viaje. Mi amigo Alain habla español. Y yo me defiendo con el francés. Pues el otro día no nos vimos porque él entendió que los esperábamos en mi casa cuando yo lo que le dije es que nosotros íbamos. Nos cruzamos.

Y este lunes festivo, para asegurarnos de que no nos pasara de nuevo, nos repetimos el mensaje en español, francés e inglés. Casi como en broma. Tampoco nos vimos. La dirección se la dí en francés: Deux cinq cinq. Él entendió Deux cent cinq (practiquen pa que vean como suena). Y no tenía mi teléfono. No nos vimos, otra vez.

Será que como no "domino" los idiomas debería renunciar?

Hablando de eso, ando en una disyuntiva grande. Québec me da hasta 58 semanas de paternidad. Pagas una parte de ellas, pero sólo hasta el 70% o 75% y de un salario base de 60.000. El mío es más que eso.

No sé si podría usar ese tiempo para estudiar, desarrollar o buscar otro trabajo. O trabajar como consultor, si pudiera hacerlo por debajo de la mesa. El caso es que 20 o 25 semanas al menos, son tentadoras. No sé si la plata me va a alcanzar tampoco.

Para los que están en Estados Unidos no hay ninguna diferencia en el proceso de emigrar a Canadá. Excepto por supuesto por el hecho de que de pronto el inglés sería de gran ayuda. Supongo que se pueden hacer papeles desde USA, pero sólo para alguien con un status legal allí.

Sigo atendiendo las consultas en mi correo, para lo que se les ofrezca.

sábado, agosto 30, 2008

El idioma

Ay que temita! Me acaba de preguntar un amigo en messenger si por estar trabajando en McGill ya dominaba yo el inglés, a lo que contesté con toda franqueza: No, se necesitan muchos años para eso y yo apenas llevo año y medio trabajando en ese idioma. Escasamente me defiendo.

Ayer conocimos a María Soledad y su familia. Muy queridos. Ellos pensaban que estaban comiendo con una casi celebridad. Muy chistoso. Dicen que este blog lo lee o lo leía mucha gente. Muy rico saber eso. Mi idea original era que la audiencia fuera solo mi familia, pero así son las cosas y aquí está usted, un perfecto desconocido en no sé que parte de Latinoamérica o Norteamérica leyendo estas notas.

Se sorprendieron un poco cuando les dije que no entendía casi nada de las películas de cine en inglés o francés. Ví Batman y si no es porque medio conocía a los personajes y a que las imágenes dicen mucho, ni pío! Los diálogos entre El Guasón y Dos Caras, cero! Batman y Guasón, cero! El comisionado Gordon y los demás, cero!

Por eso mi mensaje a los que consideran que deben llegar a "perfeccionar" el idioma. Es que primero quiero dominar el idioma antes de poder trabajar.

No hay tal. Son varios mis argumentos (respetando, por supuesto y aunque no debiera hacer falta decirlo, las posiciones de los demás):

1) Ya lo dije. Dominar un idioma requiere años. Muchos. Escuche a gringos que viven en su país hace 10 o 15 años. Usted se da cuenta de que es gringo? Habla perfecto el español? Yo pienso medio hablar bien inglés y francés en otro par de años. Pero siempre con errores y con acento, eso sí.

2) En cualquier caso, esos años no son años en un salón de clases. Creo que el aprendizaje de una lengua se hace en la convivencia diaria. En un salón de clases, quien habla es el profesor y lo hace muy bien, con perfecta dicción, articulando y pronunciando cada palabra de manera perfecta. Y usted? Pues feliz porque entiende. Si participa mucho, dirá 3 o 4 frases por clase.

3) Si se tratara de aprender en salones de clase, pues entonces estudie en su país antes de venir. No? Todos siempre dijimos: Es que lo ideal sería irme a otro país donde hablaran inglés para de verdad aprenderlo. Pues claro. Pero no para meterse uno a un aula en ese otro país. Era supuestamente para la convivencia y la vivencia diaria en ese otro idioma, o no?

Es puro Complejo del Inmigrante. Que pena. Son excusas que nosotros mismos nos damos.

Una historia exitosa más: Mi amigo Juan Carlos llegó hace 4 meses. Venía adoctrinado y decidido a encontrar trabajo. No trabaja en sistemas. Es ingeniero civil. Pues se dedicó a enviar hojas de vida. Cuatro meses. Cuatro entrevistas. Dos ofertas de trabajo. Un empleo.

Obviamente no se compara con las oportunidades en sistemas, pero aún así el record de 50% de ofertas sobre el número de entrevistas está bastante bueno.

La lengua. Pues Juan dice que el cree que habla más inglés que francés. Qué le dijo la autoridad última en materia de lenguas, el entrevistador?: No hombre. Usted habla mucho más francés que mucha de la gente que aquí hemos contratado. Hemos recibido gente recién llegada que apenas si dice algunas palabras.

Contratan gente recién llegada! Gente que apenas habla palabras!! Inmigrantes!! No canadienses!

Lo que sí quisiera asegurarme es de que puede escribir también en ambos idiomas. Por favor escriba en este papel, en francés e inglés, las razones por las que deberíamos contratarlo. Ok. Contratado!

Reflexione un momento y seguro que viene pensando que con 6 o 10 mesesitos de francés acá queda al pelo. De pronto no lo necesita. Es mi opinión.

Como no puedo generalizar, entonces quiero aclarar que siempre estoy pensando en inmigrantes del proceso de trabajador calificado (no refugiados), con una profesión y que han pasado por el proceso de la entrevista ante Québec. Esas personas tienen suficiente francés para empezar a trabajar apenas quieran.

Y también debo anotar que no soy enemigo del estudio o del conocimiento. Todo lo contrario. Que estudie todo el que pueda. Sólo que creo que las prioridades son las que se fijan mal. Uno trabajando puede estudiar lo que quiera.

Este es un mundo desconocido y uno no quiere abrir la puerta de su casa y salir para enfrentarlo. Uno quiere es algo para hacer y que alguien le ponga un horario y unas tareas. Un curso de francés o de la realidad socio-económica de Québec o de cómo hacer hojas de vida. Lo que sea. Pero que no me toque enfrentar la realidad...

Un complejo creo yo.

pd. Miguel está trabajando con una arquitecta colombiana que llegó hace apenas un par de meses.

sábado, agosto 23, 2008

Una vista desde la Torre Sears en Chicago


Toboganes y montañas rusas se interlazan en el parque Wonderland en Toronto


Acampando en Queenstone, cerca de Niagara Falls en Canadá


Fotos desde el "fríjol" en Millenium Park, Chicago


Con las belugas en Marineland, Niagara Falls


Casi obvio, las Cataratas del Niágara, vistas desde Canadá


Ballenas orca en Marineland, Niagara Falls



En el Millenium Park en Chicago







miércoles, agosto 13, 2008

Yo no se que haría

A unos amigos míos que llegaron hace poco les preguntaron en Toronto: Cuánto dinero traen? Ellos traían escasamente los 4.328 dólares que Québec dice en su pagina que hay que traer para el caso de una pareja (la cifra exacta no la recuerdo). Eso dijeron.

La funcionaria de Inmigración Canada respondió medio brava que eso no era suficiente. Que como era que Québec ponia esas cifras tan bajas. Que los de Québec estaban locos o algo. Que lo mínimo que había que traer eran 10.000 dólares, para poder vivir durante 3 meses. Seguramente la cuenta la hizo basada en sus propias cuentas y en precios de Ontario.

El caso es que al final, la señora consignó en el documento 10.000$

Y qué si a usted se le acaba la plata y luego le preguntan que qué hizo con los 10.000 dólares que traía?

No sobra que vengan armados con la página de Québec impresa y listica para mostrarla.

Yo no sé si permitiría que la funcionaria consignara una mentira en un documento oficial. Y usted?

lunes, agosto 11, 2008

Se fueron las nenas

El viernes a las 10.40. El momento fue tan triste como me lo esperaba.

Pasamos unas vaciones increibles. De ellas quiero hacer un recuento rapido.

Estuvimos un dia y 2 noches en Toronto. Visitamos el parque Wonderland. Fantastico. Lo que uno necesita es tiempo. Las mejores montanas rusas mezcladas literalmente con un parque acuatico con toboganes altisimos y muy divertidos. En este caso, nos dedicamos casi todo el tiempo al agua, pues no habia tiempo para filas ni tenia yo compania para las rusas. A Juana le negaban la entrada casi a todo, por obvias razones.

De alli, nos fuimos para las Cataratas del Niagara. Excelente tambien. Es un paseo que no puede dejarse de hacer. Acampamos en un pueblo llamado Queenstone, cerca a Niagara Falls. En el pueblo hay mil cosas que hacer, pero yo solo recomiendo el paseo en barco. Parece que lo demas son espectaculos de circo de pueblo, hechos para ganarse la plata facil (segun concepto de mi hermano Dani que estuvo alli este fin de semana).

Estuvimos en el parque Marineland. Excelente tambien. La experiencia con las ballenas orca inolvidable. Luego pongo la foto. Recomiendo el Sky Screamer, tambien muy bueno. Maria del Mar casi se muere del susto y yo medianamente me lo aguante.

Luego nos fuimos para Chicago, pasando por 5 estados: New York, Pensilvania, Ohio, Indiana, Illionois. El viaje super largo. La infraestructura del pais, increible. Lo que mas sorprende es que siguen creciendo y por todos lados siguen construyendo vias y puentes.

Nos quedamos en casa de unos familiares en Streamwood. Nos atendieron como a reyes. Tuvimos un dia en el downtown conociendo la torre Sears, la fuente de Buckingham y el parque Millenium. La arquitectura muy impresionante. Hicimos tambien un paseo por el rio y por la costa sobre el lago Michigan. Mas fotos vienen.

Otro dia visitamos el zoologico en Brookefield. Muy lindo tambien. No pudimos ver los osos polares y menos con el diluvio que cayo.

Lo peor tal vez fue el regreso. 18 horas conduciendo con paradas solo para gasolina, comer algo y un suenito de 20 minutos. Infortunadamente no encontramos un solo sitio para quedarnos. Eran las 2 de la manana del sabado. Esta vez tambien pasamos por el estado de Michigan.

Un anuncio curioso, verde, reflectivo y todo, como pura senal de transito: Zona de prision, no recoja peatones haciendo autostop.

Para recordar, la sensacion en la frontera. De donde vienen? Donde viven? Cuanto tiempo estuvieron fuera? Traen alcohol o tabaco? Pueden pasar. Como asi? No necesita ni los pasaportes ni las visas de las nenas ni nada?

No. Bienvenidos a Canada.

Uno empieza a sentirse cada vez mas de aca.

lunes, julio 28, 2008

Desde Streamwood, Illinois, USA

Por acá andamos.

Sigo con la historia: El caso fue que nos regresamos para Montréal muy felices, pues sabíamos que después de enviar el dichoso papel, sólo era cuestión de 2 días hábiles para recibir las visas.

La mamá envió el papel desde España por fax el martes muy temprano, lo que en horas de la embajada serían las 2 o 3 de la mañana. Más temprano, imposible. El papelito costó 60 euros, es decir como 100 dólares. Vuelven mis ideas de volverme notario. Por si las moscas, yo envié por fax una copia que ella me había enviado por correo electrónico.

Se suponía que todo lo que teníamos que hacer era hacer el seguimiento a la "guía" usando el servicio que Canada Postes tiene en Internet. Nada. Su paquete no está en el sistema. Cada hora o algo así verificábamos. Y eso que hasta inscribimos mi mail para obtener un servicio de notificación automático.

Como el jueves ya estabamos medio desesperados de ver que nada pasaba, empecé yo a pensar que tal vez hubiera habido algún percance con el dichoso documento, con el sobre o algo. Llamé a la embajada y entonces me pidieron que enviara un correo electrónico solicitando la información. Ahí mismito.

Sólo hasta el lunes llegó una respuesta de la embajada diciendo que el caso estaba cerrado desde el viernes. Que continuáramos con el seguimiento a la guía por Internet.

Sólo hasta el martes tuvimos notificación de que el sobre había sido aceptado por la oficina de Ottawa el lunes en horas de la mañana. Bueno, ya venía en camino. El martes, a eso del medio día vimos la notificación de que el sobre había salido de alguna oficina en Brossard, en la mañana del mismo martes, para despacho. Por lo menos ya sabíamos que ya iba a llegar y que no se había ido para ninguna otra parte de Canadá (Brossard está adjunto a Greenfield Park).

Sopresivamente, y luego de haber ido a chequear al buzón por lo menos una docena de veces, apareció en la página de Internet la notificación de que el paquete había sido entregado con éxito. Quéeeeeeeeeee?????!!!!! A quién? Cuándo?

Me fui volado para la oficina de correos que queda en Uniprix. Que pena señor pero aquí no le podemos ayudar. Vaya a la oficina que queda en Brossard, desde donde despachan. Una cola como de 6 personas sacando pasaportes. La ansiedad en el techo! No se podían haber perdido las visas! Y lo que es peor, los pasaportes de las nenas!

Señor, yo no puedo hacer nada. No sé qué pudo haber pasado con su paquete. Aquí no tenemos sistema. Qué???? La señora tenía una pantalla al frente! Canadá, el primer mundo!. No hay forma de verificar. Sería como "buscar una aguja en un pajar". Y sí ha mirado su buzón? Nooooo. Pues claro que sí. Todo el día. Y no será que el timbre de su casa está dañado? (risas del público en la fila). No sé cómo no se me salieron los 3 o 4 primeros apellidos...

Lo único que puede hacer es llamar a servicio al cliente. Y si quiere, mañana de 6 am a 2 pm puede llamar a la supervisora de los "facteurs" (carteros) para ver que le dice.

Obviamente, las llamadas de rigor y esperar. Esperar.

Antes de las 6 am estaba llamando al supervisor que tomó todos los datos. El principal problema, decían, era que yo no había pagado el precio extra para que el paquete hubiera sido entregado exigiendo una firma y confirmación de identidad. Mejor dicho, la culpa venía siendo como mía.

Que iban a averiguar. Que ellos me llamaban. Que al final del día o al otro. Que lástima que yo no hubiera pagado el extra.

Eran como 1,50$!!!!!!!!!!!!!! Vieja h.... la de Ottawa. Por qué no ofreció el servicio? No sería lo normal luego de que supo que lo que se iban a enviar eran pasaportes???? No debería, por defecto, siempre vender ese tipo de servicio?

El caso es que para mí los pasaportes habían sido entregados, quien sabe a quien y había muy pocas oportunidades de que aparecieran.

Desde las 7 am saque una silla y un libro para leer. Iba a esperar al cartero para conocer de primera mano su opinión. Hacia las 8.30 am volví a llamar para ver cómo iba la investigación. No señor, nada. Qué lástima que usted no pagó el servicio...

Desmoralizado me entré pero Juana me insistió en que saliera a esperar al cartero.

Estando afuera, en el andén (ya no quería ni silla), llamé de nuevo a servicio al cliente. Estaba contando de nuevo toda la historia cuando llegó un carro particular del que se bajó un hombre sonriente, con uniforme de Canada Postes y un sobre en la mano.

Ni me preguntó nada. Simplemente se dirigió a mí con un dedo apuntando al sobre y diciendo "desolé". Lo había entregado en el edificio de al lado a una señora que se lo fue recibiendo sin verificar que era para ella.

Al medio día estábamos en camino de Toronto.

Esa es otra historia. Toronto, Niágara Falls, Chicago. Aquí estamos y la hemos pasado genial.

miércoles, julio 23, 2008

Otra de vaqueros

Algunas que me pasan parecen como enviadas directico del cielo (o quien sabe si de más abajo) sólo para mantenerlos a ustedes entretenidos. Qué vaina!

Cuál es una de esas cosas que lo maravillan a uno de Canadá? Pues el servicio de correo. Aquí no se pierde nada. Siempre se puede confiar. Usted puede recibir y mandar hasta cheques por correo. Total contraste con nuestros queridos terruños.

La señora de la casilla tres era la que menos me gustaba. El de la dos era el mismo que nos había dado las visas a nosotros. La de la cuatro, una negrita muy simpática. Cuál nos tocó? Pues la de la tres.

Ellos ya le conocen a uno el cuento y la historia desde antes de que uno se acerque. Ella empezó con preguntas directas. Cómo es que es la cosa? Dónde está la mamá de las niñas? En España. Es que ellas viven allá. Ah. Ok. Pero usted tiene permiso para viajar con ellas? Mmm. Pues, sí. Claro. La mamá es la que tiene la custodia. S­í. Pero usted? Usted puede viajar con ellas? S­i. Por eso ellas están acá. No. Pero para viajar a "América"? Señora, lo único que tengo es el acta de divorcio que dice... Ah. Ok. Sí. Aquí dice que ellas vienen a Canadá de vacaciones. Y América?

Pues el caso es que yo no tenía el papel. Y usted me lo puede conseguir y enviar por fax? Clarooooo. No importa que sea en español? Preferiblemente en inglés. Señora, pero si el papel lo hacen en España y usted lo requiere autenticado, va a ser difícil que el Notario lo haga en inglés. Ok. No hay problema. Yo suspendo el proceso y tan pronto como me llegue el fax, yo le envío las visas por correo. Ok. Perfecto!

Y trajo el sobre de Canada Post para enviarle los pasaportes? No, la vez pasada llenamos un formulario con los datos de mi tarjeta de crédi.... No. Ya no es así. Vea, vaya a Canada Post aquí a tres cuadritas y compra el sobre. Ok. Ya vengo.

Salimos felices y nos pegamos un desaynuo en un restaurante como el de las películas. El desayuno también de película. Pero todo esto, después de haber comprado el sobre, que fue otra historia.

Empecé por decirle buenos días a una señora muy simpática que nos sonreía y estaba al otro lado del mostrador. Ya la funcionaria me había dicho que me alejara del mostrador, s­ólo porque estaba hablando por celular. No iba bien la cosa. Ella no trabaja aquí!, me gritó. Ah, que pena. Cómo espera usted que yo sepa quién o quién no trabaja aquí? La señora me saludó y yo sólo le estaba devolviendo el saludo.

El caso fue que nos vendió el dichoso sobre. Sólo preguntó que si era para un pasaporte o para toda la familia. Le dije que era para dos. Cobró y luego a regañadientes mostró cómo había que llenarlo con el destinatario igual al remitente, según las órdenes de la embajada. Nos despachó tamborileados...

El sobre lo dejamos en la puerta de la embajada pero el papelito que nos habían dado con las instrucciones se quedó en el carro. El guardia dijo que no había problema pero a uno le queda una espinita.

Como me toca irme en este momento, los dejo con la duda.

Como dicen por acá To Be Continued...

viernes, julio 11, 2008

La felicidad

Un comentario sobre un post anterior me hace iniciar éste. Por supuesto una mala lectura y alguien diciendo que si me estaba yendo mal, que el pesimismo, que la fe...

A los que han leido con detenimiento el blog saben que no me está yendo mal. Todo lo contrario. Me está yendo tan bien que muchos me critican por mi falta de "humildad". En fin...

Realmente, el momento de ayer fue un momento de inmensa tranquilidad y de felicidad.

Nada extraño o especial pasó. Simplemente, después de casi año y medio de trabajo, por fin llegó el día de mis vacaciones. Adjuntando los viernes de verano libres de McGill, un día personal para ir a Ottawa el 14 de julio y otro día para mi próximo trasteo, pues logré casi 3 semanas completas. Y en pleno verano!

Pero la felicidad no se debe sólo a eso. Estamos en un buen momento. El embarazo de Juana va muy bien, según la última visita al médico. Mis nenas llegaron hace un par de semanas y están preciosas y grandes.

Parte de la tranquilidad la debo a mi propia satisfacción con el desempeño en el trabajo. Siento que ya tengo el toro por los cuernos y que lo estoy haciendo bien. Sin proponérmelo, tengo casi todos los proyectos casi finalizados y listos para ir a producción a mi regreso. Es esa sensación de que ya soy de ahí y de que soy la persona que controla el portal.

Buen momento para el merecido descanso. Vamos a Ottawa para tratar de obtener las visas gringas para las nenas. Si les dan las visas, haríamos un viaje hasta Chicago a medidados de este mes, pasando por Toronto, por las Cataratas, por Bufalo. Sería un paseo de varios días de ida y varios de regreso, acampando por ahí o quedándonos en hoteles baratos. Sin itinerario, sin horarios.

En Toronto queremos ir al zoológico y al parque de atracciones. Igual en Niágara Falls. Acepto ideas para los que conozcan el camino...

De regreso, tenemos planeado los bolos, Ski Bromont, La Ronde y varios más locales.

No me quiero despedir sin tratar de responder otra pregunta que me hicieron un par de ingenieros de sistemas. Ellos querían saber cuál ciudad es mejor en Québec para buscar trabajo. En mi concepto (como todo en este blog), El Gran Montréal es el sitio para buscar, porque aquí busqué antes de venir y fue donde más opciones ví. Además obviamente aquí encontré.

Pero mi consejo final es que todos los que vienen tienen la responsabilidad de buscar su propio empleo, ANTES de venir. De esa forma se podrán dar cuenta dónde hay más opciones para su perfil y experiencia.

domingo, junio 29, 2008

Deberían venirse para Canadá

En contraste con muchas cosas que lo sorprenden a uno, por lo negativas, Canadá tiene muchas cosas que realmente me han gustado.

Las calles en Québec y en general las vías son bastante malas. No llenas de huecos como en Colombia, pero sí bastante desgastadas y en unas condiciones que uno no espera de un país del primer mundo. Sin embargo, el tráfico es muy organizado y jamás se escucha a nadie pitando.

Los trámites en las oficinas son muy fáciles. Siempre hay exceso de información respecto de los requisitos y horarios de atención. A la hora de entregar los papeles, sería extraño que algo faltara. Si se requiere una fotocopia de algún documento, ellos la sacan. Si se requiere hacer una declaración juramentada, el mismo funcionario la toma. Sin costo alguno en los dos últimos casos.

Como el estudio para los niños es una olbigación, el tema de los colegios parece realmente fácil. No me ha tocado, pero he visto cómo mis amigos lo han hecho. Entiendo que incluso es una violación a alguna clase de ley el dejar a los muchachos sin colegio. No hay excusas. Siempre hay un colegio cerca y siempre hay "cupo".

El transporte público funciona muy bien. Aunque no es en todas partes, encuentro que los horarios son siempre respetados y ni se diga los paraderos.

Pero creo que lo que más me gusta, y especialmente en Québec, es la gente. Los quebequenses me parecen todos amables, joviales y con gran sentido del servicio. No he visto casos de intolerancia o de rechazo a los inmigrantes. No es nada raro que un viejito o una viejita o cualquier persona le termine a uno hablando en el paradero de bus o en una fila en el aeropuerto.
El tema álgido, el empleo y las condiciones económicas: Encuentro positivo que sin importar la profesión, experiencia o manejo de la lengua, cualquier familia puede vivir acá. No encuentro a nadie endeudándose o pasando penurias. Siempre habrá para el arriendo, la comida y el transporte. No entiendo cómo lo lograron, pero hacen que la economía funcione. El sistema sostiene a los que no tienen ingresos, a los ancianos, a los enfermos (por supuesto a los que no quieren trabajar también), pero funciona.

Y tal vez es esa tranquilidad económica la que se convierta en el mejor argumento para vivir en Canadá. Creo que aquí uno no necesita preocuparse demasiado por el futuro ya que de alguna manera está garantizada esa forma de estabilidad.

Es allí cuando los sacrificios pueden valer la pena si de la educaci­ón y un futuro más promisorio para los hijos se trata.

Por supuesto no debo dejar de darle la razón a uno de mis detractores. No aconsejo igual, respecto de la venida a Canadá, a aquél que tiene como profesión médico o abogado que aquél que trabaja en sistemas. A los primeros les digo que lo piensen mucho. A los segundos, que se vengan!

Incluso ando en el plan de traerme a varios amigos precisamente por esta razón.

Respecto de la muerte del blog, no es hora. Simplemente algún día dejarán de aparecer estas líneas y ustedes sabrán que ya no estoy.

jueves, junio 26, 2008

La responsabilidad

Claro. Seguramente sería muy responsable de mi parte hablarles sólo de las bellezas de por acá, los árboles, los pajaritos, los lagos, las piscinas, los excelentes salarios de McGill, los beneficios sociales, las vacaciones, las chicas quebecas y por supuesto mi juguete...

No será que en ese caso entonces ustedes simplemente pensarían que esto es un paraiso y que las calles están pavimentadas con dólares? Seguramente nunca voltearían para decir: "Ese Juan Diego nos pintó pajaritos en el cielo"

Por supuesto que debo hablar de todo. Esta es mi historia y en ella pasa de todo.

Creo que he mantenido el balance entre lo bueno y lo malo y seguirá así.

No hay peor ciego que el que no quiere ver y no hay peor sordo que aquél que, para emigrar, sólo oye lo que quiere oir... (o lee lo que quiere leer)

miércoles, junio 25, 2008

Pense que iba a necesitar otro post

Afortunadamente Linita salvó mi día. Con al menos una persona que haya podido leer y entender bien el post, me siento satisfecho.

Lo que pasa es que no soy capaz sin mi tono irónico o sarcástico, como lo quieran llamar.

Ahí les doy pues una manito (Linita no la necesita): Lean bien que algunos de los párrafos empiezan por "O..."

lunes, junio 23, 2008

Nunca imaginé que iba a terminar diciéndolo

No vengan a Canadá. Que pena si en algún momento los motivé a hacerlo.

Tengo muchas razones para convencerlos de que no vengan.

Yo veo a la gente en una lucha muy berraca. Veo a la gente trabajando mucho, estudiando mucho. La gente levantándose muy temprano, yendo a trabajar a fábricas y en oficios que, o son muy duros desde el punto de vista físico, o que son muy tediosos, rutinarios. Principalmente en oficios que no tienen nada que ver con lo que se sabe hacer o con lo que se ama.

La gente estudia fundamentalmente lenguas. Francés, inglés, inglés, francés, cursos de empleo, cursos sobre la realidad socioeconómica de Québec. Cursos técnicos en muchas áreas. En química, en administración de empresas. No importa que ya se conozcan o se hayan estudiado. La gente tiene que volver a estudiar.

O está la opción de los que estudian 2 o 3 e incluso 5 años una carrera, una especialización o una maestría. Muchas veces para darse cuenta al final que eso no les da derecho de entrar a la orden de ingenieros o de médicos o de lo que sea. O que quedaron más sobrecalificados de lo que ya venían.

O para darse cuenta al final que está endeudado hasta el cuello por culpa de los famosos préstamos del gobierno. Porque resulta que no es "gratis" como se lo pintan a uno al principio o como uno lo quiere ver al principio.

O para darse cuenta que de todas maneras no importa porque uno no tiene la famosa "experiencia canadiense".

El caso es que lo que uno busca, eso de trabajar en su profesión, de manera digna y con un ingreso aceptable, toma muchísimo tiempo. Nada de pensar que porque se pasó la entrevista y se llenaron todos los requisitos, uno ya tiene derecho a vivir acá dignamente. Lejos de allí.

El consuelo de pronto está relacionado con que la vida es tranquila y que las ciudades son bellas y ordenadas.

O de pronto que uno espera que a sus hijos les vaya mejor en el futuro, porque estudian acá. Tal vez vale la pena el sacrificio por ellos. Lo vale? Porque vida no es sino ésta y finalmente uno va a estar 8 horas diarias del resto de su vida haciendo cosas que no le gusta.

Salvo, claro está, si usted corre con suerte y monta un negocito bien bacano y que funcione.

O que usted encuentre un empleo en su área, por culpa de que no le exigen las tales órdenes, o porque le reconocen su experiencia de su país de origen o porque usted muestra que puede asumir cualquier posición, así sea éste un país distinto y hablen una lengua que no es la suya. Sin importar que no las hable "perfecto".

Ahí entonces, su panorama sí es completamente diferente. Porque con empleo en su área, el dinero probablemente le alcance para uno, o aunque sea medio sueño, y porque la moral le servirá para darse a conocer, crecer. O porque un empleo le permitirá endeudarse para comprar una casa o estudiar algo que le permita perfilarse mejor para el futuro. Y hasta darse el lujo de un viaje cada año para visitar la familia.

Finalmente, parece que la decisión es de cada uno. De todas maneras sólo alcanzo a dibujar algunos caminos.

Seguro habrá otros.

sábado, junio 21, 2008

Victoria

Es todo un tema lo referente al sistema de salud. Uno no sabe finalmente si es mejor o peor.

A Juana le hicieron la ecografía el jueves. Es una nena. Victoria. Tiene 20 semanas y 5 días, hoy sábado. Está muy bien y nosotros muy contentos. Lo del nombre fue toda una discusión, pero creo que está resuelto. Pasamos por Verónica, Virginia, Lucía, Sara y otros mil más.

Lo de la salud lo digo porque fui donde el médico también esta semana. Eran tantas las molestias y síntomas que tenía que no pude decirlas todas. El médico me dijo que no era posible recibirlas ya que ese era un servicio de urgencias.

Pues para una tos y un malestar digestivo me tomaron rayos X de la cara y el pecho. Inmediatamente. Para lo digestivo me dieron cita con un gastroenterólogo. Además me mandaron una tonelada de exámenes de sangre e incluso del hígado. Por lo menos uno se siente atendido y que el acceso a los especialistas no es tan difícil. El "pero" resulta ser los tiempos. La cita me la dieron para agosto y para el resto de los males tengo que llamar también en agosto para ver cuándo me dan cita con el médico de familia.

Parte del problema debe radicar en que aquí el servicio de salud sí es universal y que no han aplicado una medida como el de las cuotas moderadoras de Colombia.

El clima está delicioso. Ya las temperaturas bajaron un poco, porque alcanzamos a estar sobre 34. Bueno, igual viene el verano...

Mis nenas llegan dentro de 8 días y estoy feliz.

El trabajo se puso suave ahora que llega el verano. Este es un fin de semana largo para mí, 4 días, igual que el siguiente. Llegan los viernes de verano también libres y mis primeras vacaciones en casi año y medio.

A ver que nos inventamos para hacer...

sábado, junio 07, 2008

McGill tiene abiertas 3 posiciones para programadores.

Los interesados pueden consultar http://www.itjob.ca/

jueves, junio 05, 2008

Una semana difícil

Al final de la tarde del día lunes, Sue vino a mi oficina. Siempre con su sonrisa y amabilidad. Traía otra carpeta gris con una carta dentro y me dijo que que pena, que ella era nueva y no sabía que la universidad tenía ya un formato para la carta que me había hecho algunas semanas atrás.

No sé si les conté. Hace quince días yo había firmado una carta donde ella me ofrecía la posición, se hablaba del aumento, se establecía el monto total del mismo y los pagos mensuales que recibiría durante los seis meses venideros. Cifras claras, precisas y explícitas.

Volviendo a la nueva carta, me dijo que era igual que la anterior. Me bastó una lectura por encima a toda velocidad para descubrir que el cambio no estaba sólo en el formato. Esta nueva carta hablaba de mi nuevo salario anual, incrementado sólo en un 8% y no en el 16% que era el que estaba en la primera.

Que pena Sue pero esta carta no es igual a la otra. Dijo ella: “Cómo así que no? Simplemente aquí no se establecen los pagos mensuales, porque lo que vamos a hacer es pagarte dentro del mismo cheque, pero de resto es lo mismo”. No, Sue. Si usted revisa la otra carta, mis pagos mensuales se incrementaban en más de 800 dólares y ahora escasamente pasa de 400. Exactamente la mitad.

Ella decía que no tenía la carta consigo y que la iba a revisar. Entonces yo le propuse que la discusión la finalizáramos en ese entonces.

Fue un lunes terrible y el martes peor porque la señora no apareció. La discusión que tuvimos en la casa, con los amigos, con mi papá… Pelear por los derechos o aceptar que se equivocaron. Había fuerzas en los dos bandos.

Finalmente decidí que si peleaba tendría algún chance de ganar pero quedaría en un ambiente terrible de trabajo, especialmente porque Sue es mi jefe inmediata. De otra parte, las referencias que esperaría recibir para cualquier otro nuevo futuro trabajo seguramente no serían las mejores.

Nos reunimos ayer miércoles. Ella explicó que el error había sido de alguien de Recursos Humanos y de ella misma por no haber hecho el mínimo cálculo para verificar la primera carta o la segunda, que se contradecían. El problema era de presupuesto y simplemente el departamento no podía darme el 16%.

Yo le expliqué cómo ya habíamos tomado algunas decisiones financieras en la casa y que la cosa no era tan simple como aceptar unas disculpas.

Me preguntó sobre qué podría compensar el hecho. Respetar por lo menos las condiciones de la carta aunque fuera sólo por estos seis primeros meses. Ella dijo que lo consultaría con el director, Doug, y que me avisaría.

Quedamos en muy buenos términos.

Al final de la tarde volvió a mi oficina para decirme que no había problema con el presupuesto. Que iba a preparar una nueva carta aclarando todo.

Más vale un mal acuerdo…

sábado, mayo 24, 2008

Mas buenas nuevas

Empezando esta semana, Sue, la directora asociada de ISR me citó a una reunión. En ella me anunció que me iban a dar el puesto de líder del equipo, pero de manera provisional, para evaluar los resultados y saber si me quedaba o no. El período de prueba sería de 6 meses.

Que me iban a dar un 8% sobre mi salario anual, lo cual no me pareció gran cosa, dada la medida de las responsabilidades (y la comparación obvia que hay que hacer con lo que ganaba Fabricio).

A mediados de la semana, me trajo la carta oficial con el ofrecimiento. Sólo después de haberla leido y de haberla repasado en mi mente descubrí que algo no cuadraba con la imagen que tenía de la propuesta. Claro! El 8% me lo van a dar, pero durante estos 6 meses. Para los que hagan un cálculo matemático simple será facil deducir que eso representa un aumento del 16%.

Eso sí me gustó más.

Sue Reali, Ms.
Para:
Sylvia Franke; Sharon Roy; Gary Bernstein, Mr.; Denise Nahas; Larry Tansey; Shirley Whyte; Daniel Trotto; Joan Barrett; Johanne Brossard; Tim Charbonneau; Richard London; Irvin Griffith; Elie Tordjman; Simon Fulleringer; Ross Greenberg; Tony Pfarrer; Shelly Feran; Vince Ferracane
CC:
Doug Jackson; Aline Chau; Juan Diego Hernandez

Hello All,

I am happy to announce that Juan Diego Hernandez has accepted the development assignment of Lead Analyst, Portal. Juan Diego joined McGill in 2007 in the capacity of Senior Analyst/Programmer and has been a key player in the Portal space. Please join me in congratulating Juan Diego in this new assignment.

Thank you,
Sue

sábado, mayo 17, 2008

Las acciones

El otro día estaba hablando con Doug, el director de ISR (Information System Resources), mi jefe. Temas de trabajo.

Ya llevaba varias semanas como guardándome la cosa, como que los amigos me decían, como que no me decidía. Finalmente me decidí y cuando terminamos la conversación le pregunté que donde se entregaban las cartas de renuncia. Que qué? Sí. Es que quiero renunciar. Y por qué?

De todas formas, yo había empezado con tono como de chiste y hasta sonrisa tenía en la cara. Pero cuando ya me tocó explicar las razones, se me fue subiendo el Fonseca y lo solté todo de una sola vez:

Llevo ya casi 4 meses solo en el equipo. Y aunque Sue (mi jefe inmediata) diga que yo sólo estoy haciendo soporte y mantenimiento del Portal, la realidad es que estoy haciendo mucho más que eso. Estoy tomando decisiones sobre la arquitectura, tuve que hacer cambios en el concepto que Fabricio dejó para la segunda etapa del Single Sign-On, me la paso en reuniones con otros equipos y con usuarios para implementar más interacciones con el Portal y los proyectos no paran de apilarse en mi escritorio.

Creo que la Universidad no me está apoyando. Aunque escucho todo el tiempo que Silvia (la gran jefe, la CIO) dice que el Portal es muy importante, que todo debe ser a través del Portal, yo no veo acciones que soporten esa importancia. Yo ya hice mi aplicación para el puesto de Fabricio hace más de 3 semanas, como usted debe haber visto. Y nada. Ni Recursos Humanos, ni usted, ni nadie ha dicho nada. No veo movimiento.

Y la verdad es que estoy cansado. Cada día llegan más responsabilidades y creo que no estoy siendo compensado por eso. Necesito o que me nombren en el puesto de Fabricio y me consigan quien me ayude en el equipo o que me dejen donde estoy y consigan un líder del equipo que se haga cargo de toda la responsabilidad y me dejen a mío en lo mío. Es que no es justo que semejante responsabilidad esté sobre mis hombros y no haya ninguna compensación de parte de la Universidad.

Y me contestó.

Pues la verdad es que hemos venido haciendo unas evaluaciones respecto de usted y del Portal. Y entonces agitó sus manos como diciendo: "Tranquilo, tranquilo!" y luego dijo, como diciendo, pero muy positivas, muy buenas para usted. Hemos venido trabajando en algo y pronto habrá noticias.

Muchas gracias le dije.

Y me retiré.

jueves, mayo 15, 2008

Un buen traductor

Consuelo me preguntaba por los datos de Lenito, un traductor colombiano que vive en Laval.

Como Consuelo no me contestó, entonces mas bien decido publicar acá los datos de él. Me parece que es muy amable, presta muy buen servicio y además porque viene de un sitio de Colombia que me encanta: Providencia.

Pueden llamarlo al 450 - 681 7785

Es miembro de la Orden de Traductores de Québec, adicionalmente.

Entre otras cosas, no recomiendo hacer traducciones en Colombia, porque podrían no ser válidas. Anoto que ningún documento en Canadá requiere apostillaje, porque Canadá no hace parte de ese acuerdo.

ps. Le pueden decir a Lenito que yo di el dato, por si a punta de comisiones salgo de la pobreza.

domingo, mayo 11, 2008

Decisiones

Esta semana que pasó tomé dos decisiones. La primera, abandoné el vicio de la gaseosa. La segunda, decidí no disculparme más en mi blog.

Es que todos tenemos que reconocer los vicios. No era a toda hora. De hecho, yo era un bebedor "social" de gaseosa. Sólo cuando las circunstancias lo ameritaban: comida en la calle, sed. Sólo de vez en cuando. No como esos que toman gaseosa a toda hora, pero al fin y al cabo tomaba. Reconocí que era un vicio y lo dejé.

Es que estabamos en una reunión de trabajo con mucha gente evaluando unos productos de software que la Universidad va a adquirir. El almuerzo era algo ligero, con sandwiches, y galletas con quesos o con salmón. Casi como pasabocas. Y las bebidas, pues para escojer: jugos, gaseosas y agua.

Obviamente, la fácil, la rica: coca cola. Una lata para mi solo. Cuando estaba casi terminando mi almuerzo, eché un vistazo rápido a las demás mesas. Todo el mundo tenía consigo los restos de su propio almuerzo y una botella de agua. Todos excepto dos de nosotros: Jacek, el hombre de seguridad y yo. Y tendrían que ver a Jacek, porque es precisamente lo que podríamos denominar un hombre gordo. Muy. Una señal del cielo. Chao gaseosa.

Creo que lo único que he hecho es ser muy abierto con mis emociones. De todas. He pasado por momentos muy felices y momentos muy tristes. Aburrimientos. Fracasos. Éxitos. Mucha gente ni entiende por qué. Muchos allegados se lo preguntan y de vez en cuando me lo preguntan.

Yo sólo he encontrado en el blog un escape a mis pensamientos, que no son poquitos. Y he tenido ganas hasta de hablar de filosofía o de política. De todo. Ese soy yo. Nunca paro de pensar y el blog me permite dejar fluir algunas de las cosas que me rondan.

Por eso no van más disculpas. El blog es mío y escribo para mí. Lo dije desde el primer "post". Voy a escribir sobre mis experiencias para llevarlas como un diario, como un registro personal. Algún día podría tener el tiempo de volverlo a leer todo (como lo han hecho algunos valientes lectores). No sé.

Hago mi manifestación como respuesta a la gente que dice que me está faltando humildad o no se qué. Tal vez les molestó que contara lo bueno de mi trabajo en McGill o lo bueno de mi juguete, o lo bien que me va. Desolé.

Nadie me protestó nunca cuando les contaba sobre mis tristezas y penas y por tanto no voy a tolerar que protesten por mis éxitos y felicidades.

Aqu­í estoy, para el que me quiera. Los demás ya saben que hacer.

viernes, mayo 02, 2008

Las polémicas

Me hicieron una pregunta interesante. Que para qué había comprado mi juguete. La respuesta es simple: Para lo que sirven los juguetes, para jugar, para divertirse. Creo que no se contradice en nada con mi expresión en la que rezaba que no lo necesitaba. Realmente no es una necesidad. Si no lo compraba, nada pasaba. Ahora que lo compré, me divierto más.

Por supuesto que tampoco voy a publicar los nombres de mis amigos y conocidos para tratar de someterlos a una especie de juicio público respecto de si han seguido o no, tal o cual camino dentro de su proceso de inmigración. Ni más faltaba.

Tampoco pretendo que mis lectores estén de acuerdo y ni siquiera que se sientan obligados a leer mi blog. Por favor, si no les gusta, les parece exagerado, les parece que hablo temas poco interesantes, siempre tendrán la opción de usar la pequeña X en la parte derecha superior de la ventana.

También estoy listo para los debates. De hecho me encantan. Pero como noto tonos de corte personal, entonces me someto a que discutamos usando el correo. El mío siempre ha estado aquí: hernandezjd@gmail.com. No me parece sensato iniciar una discusión con "Anónimo" o con personas sin nombre, sin rostro o con nombres cambiados.

Los demás, por supuesto, siempre bienvenidos. Como lo he dicho en repetidas veces, tomen lo que sirva.

Yo escribo con gusto y con mucho placer.

Sólo pretendo ayudar. Nunca espero que nadie salga perjudicado por mis opiniones, que por supuesto son personales.

No hay contradicción respecto de las lenguas. Yo sólo sugiero que la gente que ha llegado acá, luego de haber pasado una entrevista en francés, tiene suficientes herramientas para encontrar un trabajo. Que no se necesita estudiar más, para ese efecto. Ni un día, ni un mes, ni un año. Y por supuesto hablo del caso general en el que los candidatos pasaron luego de haber sostenido una conversación de una hora en francés, porque también están los casos donde la entrevista fue toda en español o incluso en inglés. Eso es otro cuento.

Otra cosa muy diferente ocurre cuando usted ya tiene un empleo y ha podido resolver las necesidades básicas de su familia. El estudio y el conocimiento siempre serán riqueza. Yo, por lo menos, no estudio para ser bilingüe. Yo estudio por gusto y porque tengo la oportunidad.

Pero fundamentalmente lo hago porque ya tengo un empleo que es en mi área, no es físico y también me enriquece intelectualmente.
Los idiomas

A propósito de un comentario que me deja la señora Funeque, había olvidado contarles que empecé mi curso de inglés en McGill. Bastante interesante la metodología y muy satisfactorio lo organizado de la institución.

Los medios días asisto a clases de francés también en McGill.

Alguna vez dije que no se debía estudiar idiomas? Creo que no. Algo quedó mal leído, pienso.

sábado, abril 26, 2008

El trabajo en Canadá

Debería ser la mayor preocupación de todos los que llegan. Digo "debería" porque a veces creo que no lo es. En mi pensar, el trabajo resuelve todos los demás asuntos que le preocupan a uno al inmigrar.

Si uno tiene trabajo, entonces fácilmente puede pensar en estudiar. Y no al contrario. Si uno tiene trabajo, entonces se puede preocupar por la compra de muebles, computadores, electrodomésticos, casas y carros. No al contrario.

Escribo este artículo porque creo que sobre este tema es sobre el que más frecuentemente preguntas recibo, así que espero que lo lean con juicio y tomen de él lo que m­ás convenga según su caso particular.

Cómo está la cosa por allá para nosotros los psicólogos? (o nosotros los albañiles, los abogados, los bomberos, etc.)

Entiendo que esa pregunta me la hacen por causa de la ingenuidad. Canadá no es tan diferente de Colombia. Les devuelvo la pregunta: Cómo está la cosa para los ingenieros electrónicos allá? Seguramente no saben, no? Es que es muy difícil. Uno sabe medianamente cómo está su sector y nada más.

Para responder entonces a la inquietud, yo recomiendo un ejercicio sencillo: Busque trabajo... en Canadá. Sí. Así. Nada la impide hacer el ejercicio y darse cuenta usted mismo cómo está el mercado laboral aquí. De hecho, esta es una técnica excelente, antes de la entrevista, para decidir dónde vivir. Yo lo hice. Busqué trabajo en todo Québec para descubrir que el 65 o 70% de las oportunidades en mi área estaban alrededor o en Montréal. Así tomé la decisión y además el "estudio" me sirvió como argumento para sustentar mi decisión, ante el cónsul quebequense, de vivir por acá.

Cómo busco trabajo?

Ya sea que vaya a hacer el ejercicio anterior antes de venir, o que ya esté aquí, le recomiendo la siguiente técnica para buscar trabajo:

1. Haga su hoja de vida según los formatos de por acá (Résumé en inglés y CV en francés). 1 o 2 páginas máximo. Sin carreta. Concreta. Va a ser leída sólo durante 10 o 20 segundos por cada reclutador. Yo regalo modelos a los que me escriben.

2. Prepare una carta de presentación lo más general posible para que le pueda servir a muchas aplicaciones.

3. Cree su perfil en al menos 3 motores de búsqueda de empleo: monster, jobboom, workopolis. No es sino que meta las palabritas en Google y listo.

4. Además de su perfil, cree "alertas automáticas". Lo que usted hace es registrar 2 o 3 palabras claves de su oficio o del empleo que busca: programmeur, avocat, pompier. Estas palabras las puede sacar de todos los avisos que vea por ahí en Internet y que usted considera aplican a su perfil. Una vez registradas las alertas automáticas (cada buscador tiene un espacio para esto), entonces llegarán a su correo electrónico todas las ofertas que correspondan a los términos inscritos.

5. Lea atentamente todas las ofertas y aplique para TODAS aquellas donde usted crea que tiene alguna posibilidad de ser seleccionado. Dije, "alguna posibilidad". No dije: "donde el aviso lo describa perfectamente a usted". Recuerde que ellos describen en sus anuncios un candidato ideal, imaginario, que no existe.

6. Si hace la tarea de responder a los anuncios durante 8 o 10 horas diarias, (no menos!), de lunes a sábado, durante 3, 4 o 5 semanas, yo le garantizo que le van a llegar por lo menos 2 o 3 citaciones a entrevista por cada semana de esfuerzo. Esto es un total de 15 entrevistas!.

7. En 2 o 3 meses, luego de 30 o 35 entrevistas, ustedes tendrán un empleo en su área. Garantizado.

Por supuesto debo hacer la aclaración de que esta técnica no aplica para empleos donde se requiere el estar inscrito en órdenes de profesionales y casos así. Supongo que usted ya estará enterado de sus propias limitaciones a este respecto.

Lo bueno de la técnica es que además de servirle para buscar empleo, si la empieza a ejecutar desde allá, pues se gana un buen terreno (especialmente en tiempo) para la llegada.

Y estudiar una maestría o un doctorado me serviría?

Pensamiento colombiano. No aplica aquí. En mi parecer, uno viene con la creencia de que entre más "gorda" la hoja de vida, mejor. En Colombia sí ayuda un poquito tener muchos cartones. Aquí no. Aquí lo que cuenta es la experiencia. Además creo que entre más títulos se eche uno encima, pues lo que está haciendo es complicando las cosas.

Conozco las historias de la gente que viene a hacer estudios de MBA (administración) o de gerencia o de no se qué y lo que terminan es devolviéndose para Colombia, frustrados porque no obtuvieron el puesto de gerente que querían o al que estaban acostumbrados.

Es que si hay una cosa cierta es que uno aquí debe empezar desde abajo, como se dice popularmente. Y para empezar desde abajo, entre menos títulos, pues mejor. Qué se gana uno con un MBA que toca quitar de la hoja de vida porque en todas partes a uno le empiezan a decir que está sobrecalificado para el puesto?

Yo pienso que lo del estudio es puro síntoma del Complejo del Inmigrante (ver artículos anteriores). Es una forma de aplazar un poco el momento de enfrentarse con el mundo real, el nuevo mundo, el de acá. Y como estudiar es tan fácil, pues uno se va por ahí. Se consume tiempo (mucho!) y lo que es peor: dinero! Aquí como le empacan a uno el préstamo-beca, pues entonces uno se mete facilito, pero el asunto no deja de ser lo que es: una deuda.

Ayer concluía yo con unos amigos que acaban de llegar, que uno se la pasa al principio haciendo "vueltas" porque las vueltas le dan a uno un sentimiento de seguridad muy chévere. Es que si uno tiene una cita mañana a las 2 pm, pues entonces tiene resuelto su siguiente día y entonces no se tiene qué preocupar por el siguiente paso a seguir, que creo yo es uno de los sentimientos que lo abruman a uno al llegar. Un lugar, una hora, una fecha, ya definida para hacer algo, ayudan a aterrizarlo a uno. Pero las "vueltas" distraen. No hay que dejarse envolver.

Y el idioma?

Si el criterio para aplicar o no a un puesto va a estar basado en las exigencias de los idiomas, creo que el 99% de ustedes y yo incluido no deberíamos aplicar a NINGUNO! Bueno, a menos que usted VERDADERAMENTE sea BILINGÜE (trilingüe en el caso de que usted esté leyendo este texto sin ayuda de un traductor profesional).

Es que todos los avisos dicen: Perfecto bilingüe, o très bonne connaisance de français et anglais.

Y entonces claro, cúal es la solución? Pues estudiar al menos uno o dos añitos francés, para volverse PERFECTO bilingüe. No señores!!!! Es una falacia demostrada en varios hechos:

1. Estudiar más francés no hace que usted aprenda lo que le hace falta para poderse comunicar con los quebecos. Lo único que hace falta para que usted se sienta cómodo conversando con ellos es que se acostumbre a hacerlo y la única forma de hacerlo es: haciéndolo! Cómo? Pues en el trabajo diario.

2. Aunque usted estudie 3 o 4 o 5 años, yo creo que siempre cometerá errores y siempre sabrán que usted es extranjero y nunca podría calificarse como "perfecto bilingüe". Ayer oía por la W una señora japonesa que lleva 20 años en Colombia. Cómo creen que hablaba el español? Pues como extranjera! Con acento, con errores aquí y allá. Lo único que despertaba del entrevistador era admiración, no risa.

3. Quién es perfecto bilingüe? Quién habla perfecto una lengua? Nadie. Ya mi hermanita me debe haber encontrado 10 o 12 garrafales en lo que va de este texto y eso que llevo varios añitos hablando español.

4. Este es un país de inmigrantes y por tanto todos estamos ya acostumbrados (y me incluyo) a oir gente con todos los acentos y todos los errores. A nadie le parece raro. No sé si les conté que una de mis grandes frustraciones de mi proceso tuvo que ver con el hecho de que yo siempre quise sentirme como el "extranjero" en algún lugar del mundo. Pues aquí nunca me he sentido así y no porque me sienta nacional sino porque todo el mundo es extranjero.

Conclusión sobre este punto: Si usted habla francés e inglés (sin importar su nivel!) aplique a los puestos aunque el anuncio pida ángeles o santos. Póngase en los zapatos del empleador. Usted publicaría un aviso que diga: "Busco alguien que se defienda y que conozca algunas palabritas del inglés y del francés". Creo que no. Obviamente ellos piden al candidato ideal, que por supuesto no existe.

No me ha pasado ni conozco historia alguna donde le digan a alguien que no le dan un puesto a causa de lo mal que habla un idioma.

martes, abril 22, 2008

Hoy es mi cumpleaños y no acepto sino mensajes alusivos a ese tema.

hernandezjd@gmail.com

Tal vez los necesito de ustedes, porque en la casa me fue mal.

miércoles, abril 16, 2008

De un amable lector.

Publico algunas de sus palabras, no por vanidad, sino para ver cuántos se identifican con el constructor de sueños, para escuchar opiniones sobre lo que están buscando:

"Tus palabras se transportan en la fria superautopista... llena de cable y ondas invisibles...llegan a latitudes que yo creo tu ni te imaginas.... pero esas mismas palabras tienen ese Calidez ... esa intensidad ... que llegan a los constructores de sueños como nosotros......a nuestro corazón...que no se cansa de latir y ansía buscar un mañana ....un nuevo despertar lleno de colores...."

Gracias John Yeiman

sábado, abril 12, 2008

El farmaceuta

Recuerdan el descreste con el tema del farmaceuta teniendo todo el control sobre los medicamentos de Juana? Pues el otro día me llamó al celular para preguntarme si efectivamente ya habíamos ido al doctor, tal como yo le había dicho y si definitivamente el doctor le había suspendido a Juana el medicamento que no debería tomar por su estado.

Igualito que los farmaceutas en Colombia.
Nuestro nuevo juguete

Como muchos de mis asuntos, adicionales a los del trabajo, han estado girando alrededor de nuestro nuevo juguete y además a causa de que el tenerlo me tiene tan feliz, pues les quiero contar un poco sobre él.

Es un juguete porque realmente no lo necesitamos. Es sólo para que sea divertido y cómodo. Y seguro.

Es que pienso que a los adultos se nos olvida qué era lo que queríamos cuando éramos niños y que no podíamos comprar porque el dinero no era nuestro sino de nuestros padres. Por qué ahora que trabajamos y tenemos nuestro propio dinero no lo gastamos en las cosas que queríamos entonces? Yo compro los juguetes que quise tener. Un poco más sofisticados y costosos, pero juguetes al fin y al cabo.

Por supuesto que lo más divertido que tiene está relacionado con su capacidad de irnos diciendo, con su voz femenina, por donde es el camino, voltee en la próxima calle a la izquierda, puede hacer un giro aquí, gire ligeramente a la derecha en 400 metros, en 200 metros, gire a la derecha. Sin contar que además muestra en el mapa todos los restaurantes, estaciones de gasolina, hospitales y quien sabe cuántas cosas más.

Y mejor cuando uno le puede hablar: Menú, vamos a casa, en qué calle estamos? Es un descreste. Todavía no lo he hecho, pero puedo cambiar la emisora, decirle a que temperatura quiero el ambiente y otras más. O el ambiente del copiloto, porque son independientes. Tiene su calculadora y además una agenda que le recuerda a uno los compromisos.

Cambiador de 6 CDs, entrada MP3 (no sé si el lector de CDs puede leer MP3). Control de velocidad de crucero en el timón, control de volumen y de estaciones en el timón. Cuero en el timón. Capacidad de bajar, subir, alejar o acercar el timón. Cuero en la palanca de las velocidades. Cuero en las sillas.

Calefacción en las sillas de adelante, calefacción para despempañar el parabrisas, el parabrisas trasero y los espejos. La silla del conductor ajustable en 8 direcciones posibles y todas mediante sistemas motorizados.

La seguridad está en los 6 airbags, incluyendo 4 laterales que son como cortinas. Los frenos ABS y con distrubución electrónica de no se qué. De disco en las 4 ruedas. Más el control contra el derrape. En las curvas, él detecta si algo va mal y entonces frena ciertas ruedas o incluso disminuye la potencia del motor. Adicional a que si el terreno lo exige, y así él lo decide, entonces inicia su operación en modo de tracción sobre las 4 ruerdas (4WD). Hasta que sea necesario, porque luego vuelve a operación normal.

El tablero también dice la temperatura exterior, cuántos kilómetros más se pueden andar con la gasolina que queda, medición permanente de los litros por cada 100 kilómetros, vida del aceite y señales luminosas para indicar que es hora del mantenimiento o que alguna de las ruedas no tiene suficiente aire.

Las sillas traseras abatibles, más abatibles que cualquiera, dejando mucho espacio atrás. Incluyendo el apoyabrazos que las nenas van a disfrutar por los portavasos que incluye.

El techo eléctrico para disfrutar mejor del verano y probablemente hacerlo más soportable sin necesidad de usar el aire.

Qué más les puedo decir? Creo que no sé qué más podría uno desear para un juguete.

Se me había olvidado contarles de la cámara que muestra lo que hay detrás cuando uno retrocede... Por eso retrocedí a agregar esta línea.

sábado, abril 05, 2008

Olvidados

Ahora sí que los olvidé. Que pena.

Rápido resumen de las últimas:

El embarazo va bien, aunque las maluqueras no faltan. El servicio médico es excelente, cuando uno lo recibe. Las esperas, peor que el hospital.

El trabajo bien. Bastante duro, pero bien. Mi jefe no me estaba considerando para el puesto de Fabricio. Dijo que yo había dicho que yo no lo quería. Fue un malentendido por lo que expresé por el tiempo en el que él se iba. Ahora ya me tiene en la "foto", según dijo.

El paseo a Nueva York, excelente. Me encantó. Es una ciudad moderna mezclada con una ciudad vieja, como Montréal pero en una escala muchísimo más grande. 4 días no alcanzaron para nada. Es realmente inmensa.

Vamos a cambiar de carro. El miércoles nos lo entregan. No es que necesitáramos. Para mí es simplemente un juguete. Un carro como siempre quise tener. Las vueltas, como siempre, super fáciles.

Les dejo unas foticos, para que no digan...





jueves, marzo 20, 2008

Hola Juan Diego,

Te quería molestar con tres preguntas, todas relacionadas con el tema de busqueda de trabajo:

1. ¿Realmente es necesario tener carta de recomendación para conseguir trabajo?
2. Si la respuesta es positiva ¿Serviran cartas de recomendación hechas en Colombia?
3. Desde tu experiencia personal... ¿Que documentos debería uno llevar desde Colombia?

Espero no importunarte con tantas preguntas.

Gracias de nuevo

Omar

Ok. Aqui van mis respuestas:

1. No es necesario tener "cartas" de recomendación para conseguir trabajo. Otra cosa es que si uno está referenciado o recomendado tiene muchisimas mas opciones. Aca no solo se usa la "palanca" sino que esta bien visto y de hecho es el principal método recomendado para buscar empleo. Armar su "red" de contactos es la primera sugerencia que te harán. Lo que nunca he visto es que la recomendación o referencia sea por escrito.

2. No creo que sirvan para nada las cartas de recomendación colombianas. Ellos siempre preguntan por la experiencia canadiense que uno tenga. Por eso es tan importante encontrar el primer empleo. De todas maneras, creo que no sobra traerlas, uno nunca sabe. En mis empleos han llamado a Colombia para confirmar empleos anteriores.

3. Desde Colombia hay que traer títulos y las notas de la universidad y el colegio, si es posible. Nada traducido. Nada apostillado. Además de eso, nada.

Sigo atento.

Juan Diego

sábado, marzo 08, 2008

De los impuestos y otras cosas que me gustan

Uno paga impuestos todo el tiempo. Primero los que adicionan a cada cosa que uno compra. Uno provincial y otro federal que sumados dan como el 14% y que uno de ellos incluso se cobra incluyendo al otro como base. Tienen nombres que empiezan con T y que no he podido aprenderme por culpa de que son 2 y en 2 lenguas: TPS/TVS/T no se qué. Son el equivalente al IVA nuestro.

Este no me gusta en realidad. Pero sí es importante que sepan los que recién llegan, que el gobierno federal es muy querido y le da a uno plata para ayudarle a pagar ese impuesto durante el primer año. Simplemente consideran que es una carga impositiva muy dura para los recién inmigrantes. Uno debe llenar un formulario y despacharlo. Ellos le pagan a uno, dependiendo de los ingresos que uno tuvo uno o dos años antes de llegar. Sugiero poner el dato altico.

Creo que hay un equivalente provincial, pero no estoy seguro. En todo caso, vale la pena hacer la vuelta (que se hace por correo). Uno recibe un cheque cada 3 meses por 100 o 200 dólares o lo que sea, que no le caen mal a nadie.

El otro impuesto fuerte es el impuesto sobre el ingreso. De cada dólar que te pagan en los empleos, te sacan cierto porcentaje para el impuesto federal y otro tanto para el provincial.

Es bueno saber que no todo lo que le sacan a uno del chequecito son impuestos. Uno también aporta al sistema de salud, al seguro de desempleo, a la ayuda para padres no se qué, para la pensión federal, para la pensión provincial.

Cada año, uno debe declarar cuánto fueron sus ingresos. Dependiendo de eso, de rangos y muchos factores, pues uno debe pagar un impuesto. Para ambos, para la provincia y para la federación. Lo bueno del asunto es que como uno ha venido abonando a esa cuentica durante todo el año, luego de la declaración, podría ocurrir que a uno le devolvieran. Los gastos no tienen nada que ver, excepto si uno tiene una empresa.

Hay software por todas partes y compañías que venden el servicio de ayudarle a hacer la declaración. Me soprendió que sin importar la marca o la empresa, todas usan el mismo software.

Uno llena los datos, basado en los formularios oficiales que la empresa le debe entregar a uno antes de acabarse febrero. El propietario del apartamento también entrega un formulario. Hay muchos más que vienen de escuelas y del mismo gobierno en razón de alocaciones para niños y no se qué. A uno le puede tomar un par de horas el trabajo con el software. Si uno gana menos de 20.000 dólares al año el software es gratuito.

La primera declaración, del primer año, debe ser enviada por correo. Una por cada esposo. Una para el federal, otra para el provincial. A partir del segundo año, envío electrónico. Un par de clics. Eso es lo que me gusta. Parece que luego de eso, un par de semanas y la platica en la cuenta, si uno accede a la opción de depósito directo.

El otro descreste ocurrió ayer en la farmacia.

A Juana le mandaron ácido fólico. La niña no me quiso entregar los medicamentos que dizque porque el farmaceuta necesitaba hablar conmigo.

Pues el tipo viene, muy querido, y me dice que si yo ya hablé con un médico, que cuántas semanas de embarazo tenía ella, que si ya le habían cambiado la droga para la presión, pero que cuándo va a hablar con el médico, pero que si no se resolvía la cosa el tenía que dar la orden para cambiar el medicamento para la presión, que cuándo era la cita con el médico.

Pues resulta que el farmaceuta verifica cada droga que uno está tomando (aunque no sea la que uno esté comprando en ese momento). Verifica qué es compatible con qué y analiza cuál es el problema que uno tiene y cuáles son las precauciones a tomar. Muy bueno!!

Juana está tomando medicamentos para la presión alta y con el ácido fólico él dedujo lo del embarazo y demás. Aunque la gente se queja mucho del sistema de salud, me parece que éste sí es un punto fuerte.

A Juana la vió el médico general, la mandó al ginecólogo y éste último la mandó para una clínica especializada en el tratamiento de embarazos de alto riesgo, con toda la tecnología y todos los exámenes, incluyendo los de conciencia.

Vamos pa'l Royal Victoria Hospital. De McGill!

martes, marzo 04, 2008

Otra escena

El tipo está buscando dentro de la bolsa de basura. Qué pudo haber botado que ahora necesita con tanta intensidad?

Las instrucciones! Unas de esas instrucciones que uno lee cuando va a usar el dispositivo y que de todas maneras tiene que volver a leer una vez obtiene el resultado. De nada sirve haberlo leido con cuidado una y otra vez antes.

Se habían acostado la noche anterior con algo de desilusión. Nada. Todo en blanco. Y eso que se había esperado casi 10 minutos aunque las instrucciones decían que bastaban de 1 a 3.

En la mañana, el hombre se levanta al baño como de costumbre. Y como quien no quiere la cosa, ve el dispositivo allí puesto sobre el lavamanos. Como si nada. El dispositivo como si no tuviera ninguna responsabilidad. Con la tranquilidad de no tenerla. Finalmente no era más que una consecuencia seguida de su causa.

Una línea violeta muy definida en el óvalo. Otra rosada no tan definida en el círculo, el de control. Para eso se necesitan las instrucciones!

Positivo! Estamos esperando bebé.

jueves, febrero 28, 2008

Laura no me dejó su correo y por tanto no estoy autorizado

"Hola Juan Diego,

Me llamo y Laura y tambien suelo leer todos tus post. Lo del complejo de inmigrante para mi es una obra maestra. Yo llegue hace 9 meses y a los dos meses de haber llegado consegui trabajo como secretaria, asi que no tuve tiempo de hacer la francisacion. Llegue con un frances intermedio basico, y al principio cuando tenia que responder el telefono en mi oficina, literalmente entraba en panico, me sentia la mas incompetente de todas las secretarias del mundo. Cuando lei tu tesis, me di cuenta que gran parte era eso, complejo de inmigrante. Imprimi lo que escribiste y lo tengo aqui a mi lado en mi escritorio, a mi me ha servido de mucha ayuda. Ahora me siento mas segura, al final Canada es un pais de inmigrantes, yo no soy la excepcion. Me molesto lo que te escribio esa persona, claro que todos tienen derecho a pensar diferente por supuesto.Solo quiero que sepas que estoy muy agradecida.

Laura"

miércoles, febrero 27, 2008

Buenos dias Juan Diego...

Mi nombre es Santiago Ospina, Hace varios meses yo le escribi para pedirle el favor que me enviara su cv para tener una guia para hacer el mio... pues bueno... lo hice... le hice algunas modificaciones y lo envie.... hoy felizmente estoy trabajando como programador... muy contento... y bueno la decicion de parar la francisacion a tiempo completo en el segundo nivel y comenzar mi buscar trabajo la tome al leer su blog ... y si... realmente tiene razon.... la verdad es que yo no hablo nada de ingles... mi frances es muy pobre y sin embargo si se puede... claro... sin complejo del inmigrante....

Muchas gracias por compartir sus experiencias.... fuera de que hay informacion bastante util.... me rio bastante....

A la orden para cualquier cosa...

Feliz dia.

Santiago Ospina

sábado, febrero 23, 2008

Una disculpa

Le debo una disculpa al señor Robert y muchos que tal vez se sientan como él. Debería ser claro que mi blog no tiene como objetivo ni ofender a nadie ni mucho menos pretender que la gente piense como yo.

De hecho, para el que lea el primer artículo debería ser claro que es solo un registro personal de mis anécdotas.

El debate va alrededor del "Complejo del Inmigrante". Don Robert dice que fue mandado a recoger hace mucho. Debo aclarar entonces, que es un invento mío y que tiene como objetivo solo hacer reir a la gente. Una "mofa" para alguien particular, NO.

Yo creo que sí llegamos acomplejados (aunque ni siquiera sé el verdadero significado de la palabra complejo, no soy psicólogo, ni tengo hermanos psicólogos, es sólo una parodia). A mí me pasó y le ha pasado a mucha gente que conozco.

Mi primer empleo, con el que escribí sobre el Complejo, no fue palanqueado. Lo busqué y lo encontré por mí mismo en 3 semanas. Mi hermano si lo logró "palanqueado", pero aquí, palanqueado se vale y se usa. Y sirve!

No tengo nada contra los que hacen aseo durante 15 o 20 años. El trabajo no es deshonra y yo también hice limpieza. Si la gente vive con el salario que le pagan, puede ahorrar algo, puede disfrutar de la vida y garantizar calidad de vida para su familia, entonces está bien. Lo que pasa es que creo que el dinero no lo es todo. Creo firmemente que uno debería disfrutar lo que hace durante 7 u 8 horas diarias, 5 días a la semana, durante todos los meses del año. Si no, la vida sería una lata.

Si trabajando en aseo, además de ganar suficiente, se siente feliz, entonces no tengo absolutamente nada contra eso. Solo puedo decir que me alegra. No le deseo a nadie una vida lata.

Cada cual escoge su camino, por supuesto. Pero eso no me impide consignar aquí consejos sobre la inmigración, sobre la llegada, sobre la vida.

Al que lo entienda como que le estoy poniendo un revólver en la sien para que haga lo mismo, le ofrezco mis disculpas. Pensé que era natural que los consejos se pudieran recibir o no.

Tengo el ejemplo de mis amigos Cindy y John Jairo. Ellos vivieron 4 semanas en mi casa. Me oyeron toda la cantaleta. Al final decidieron hacer lo diametralmente opuesto y viven felices.

Siempre existe la opción de no leer el blog, o no?

Nuevamente, ofrezco disculpas sinceras.

sábado, febrero 16, 2008

Sábado 1.44 a.m.

Una noche fría y oscura. Algún edificio de apartamentos en alguna parte de alguna ciudad de Norteamérica. Golpes fuertes y decididos de parte de alguien que quiere ser oído. En la puerta. Tres.

El tipo latino se despierta sin siquiera estar seguro de que los golpes son en su casa. Su esposa también se despierta alarmada y le dice que vaya a ver. Él no está convencido aún de que no fueran parte de un sueño o tal vez ruidos en un apartamento vecino.

La ansiedad es mucha y el tipo se levanta. Para ser el perfecto latino sólo le falta estar más calvo, ser más gordo y tener una camiseta esqueleto raída y unos pantalones cortos que le dejen ver medio trasero, en lugar de la pijama de mangas largas y pantalones que lleva, más propicia para el clima invernal.

Se acerca a la puerta y pregunta en perfecto español: "Quién es?", al tiempo que se asoma por el ojillo de la puerta para no ver a nadie. Alcanza a pensar "Claro, era un sueño". Tal vez la pregunta la hace en español porque en alguna parte de su aún dormido subconsciente piensa que es un amigo de su país en problemas. Justo cuando se va a retirar, alcanza a ver una sombra del lado derecho de la puerta, en el exterior. Una persona que sujeta un arma. Una persona que no está sola. Dos personas que se alejan de una posible línea de tiro desde el interior. Como en las películas.

Alcanza a preguntar en francés "C'est qui qui est là?" Al mismo tiempo que escucha decir en francés "Abra, la puerta. Es la policía".

"Mierda!, y ahora qué hice?". Muchas cosas alcanzan a pasar por su cabeza. La adrenalina se acumula. Su mujer queda petrificada en la cama sin saber qué hacer y sin entender muy bien qué es lo que ocurre.

"Buscamos a Stephen Khan, abra la puerta". No queda otro remedio, abrir la puerta. Son 2 policías enormes, jóvenes y perfectamente uniformados, con chalecos antibalas. Ya las armas están enfundadas o fuera de la vista. "Ella ya no vive acá". Hace cuánto que usted vive acá? Desde mayo. Podemos entrar para verificar? Con quién está usted? Con mi esposa.

Los policías entran mientras echan un vistazo general a todo el lugar. Disculpe la molestia, pero "lo" estamos buscando. "Es un chico o una chica?". Es un tipo. Ah, yo sí he visto que llegan muchas cartas a su nombre, proveniente de bancos y firmas de abogados. Seguro que está en serios problemas.

Necesitamos ver su identificación. Nosotros no conocemos al tipo y queremos asegurarnos de que usted no es él. Qué? Tengo cara de llamarme "Stephen"... "Khan"? Claro, no hay problema, yo entiendo.

Mientras busco mi billetera, alcanzo a ver el reloj en el aparato de Videotrón. 1.44 am. Mierda. Otra trasnochada como la de esta semana, cuando me llamaron a las 11 pm de la U. Mañana me voy a dormir en el trabajo.

Todo está en orden. Gracias por su colaboración, señor Hernández.

Sólo 15 o 20 minutos más tarde, luego de estar comentando el suceso con mi esposa en la cama, caí en cuenta que era sábado y que no tenía que madrugar a trabajar.

Hay un Dios.